Tipos de cascos para motos. ¿Cómo elegir el adecuado?

Existen tantos tipos de casco para moto que elegir el más seguro o el que mejor se adapte a tus condiciones puede llegar a ser una tarea pesada. Por supuesto, no hace falta que te recordemos que la seguridad en la carretera es muy importante y, aunque a veces nos resulte difícil evitar algunas de las caídas en moto más típicas, te recomendamos que sigas leyendo este artículo para saber elegir el mejor casco para pilotar tu moto, ya que hay más factores a tener en cuenta a la hora de decidirte que los que piensas.

Antes de empezar es importante saber que, elijas el casco que elijas para conducir tu moto, te asegures de que te haces con un casco homologado. Si tienes dudas sobre si tu casco está homologado bajo la normativa española ECE 22.05, te recomendamos que eches un vistazo a estos consejos sobre cómo debe ser un casco homologado de moto.
motorista con casco integral

¿Cuáles son los cascos de moto más seguros?

Sin duda alguna, los cascos que mayor protección te van a ofrecer son los de modalidad integral. El casco integral como tal consiste en una única pieza que cubre toda la cabeza protegiendo también la cara. Es el más recomendado en cuanto a nivel de seguridad a la hora de pilotar tu moto por carretera o ciudad.

Por otro lado, existen otros tipos de casco para moto que también pueden protegerte de cualquier impacto, pero que tienen un nivel de protección inferior al casco integra. Estamos hablando, por ejemplo, del casco multimodular. Está compuesto por distintas piezas que permiten modular y crear un casco adaptado, para proteger las zonas que consideres, incluso puede llegar a convertirse en un casco integral compuesto por todas las piezas, aportando mayor seguridad.

Otro de los cascos más usados, con un nivel de protección media, es el casco dual. Se trata de una mezcla entre el casco trial, pensado para conductores profesionales sobre todo para utilizar en competiciones de motos de trial, y un casco integral.

También es habitual el uso del casco modular, que puede convertirse en una versión más segura (protegiendo parte de la cara) del casco jet, el cual tiene un diseño más sencillo, pero no cuenta con una protección maxilar, por lo que tiene un nivel de seguridad bastante inferior.

Existe también, dentro de un nivel de seguridad media, el casco de tipo off-road. Se trata de un tipo de casco especializado para profesionales del motocross o motos enduro. Y el casco trail, que es una variedad del anterior, pero que se compone de una pieza y, aunque es más seguro, resulta algo más incómodo ya que no amortigua demasiado bien el ruido exterior.

Por último, existen otros dos tipos de cascos para moto que son quizá los más utilizados en ciudad, pero que cuentan con un nivel de protección considerablemente más bajo. Por un lado, encontramos al llamado casco abatible, que es bastante cómodo por su diseño y su facilidad de quitar y poner y de descubrir la cara, llegando a convertirse casi en un caso modo jet. Por otro lado, tenemos el casco “classic”, que es el que menos protección ofrece, e incluso ha estado a punto de desaparecer del mercado. Es bastante normal verlo en verano, ya que solo cubre la parte superior de la cabeza y lleva todo el rostro y la nuca al descubierto.

¿Cuándo cambiar el casco de la moto?

Si tu casco ha sufrido varios golpes o lo utilizas en un intervalo máximo de 5 años desde la fecha de fabricación -para los cascos compuestos de policarbonato-, o hasta 8 años -para los que están hechos de fibra de vidrio o de carbono-, deberías plantearte realizar un cambio.

Al igual que tienes que saber cuándo cambiar los neumáticos de tu moto, es importante que sepas identificar cuándo necesitas un nuevo casco de moto para aumentar en la medida de lo posible tu seguridad en la carretera.

Ahora que ya tienes toda la información necesaria, ¿ya has decidido cuál es el tipo de casco para moto que mejor se adapta a tus necesidades?