El descanso en los viajes, un aspecto clave para una conducción segura

Llegan las vacaciones y, con ellas, el momento de coger el coche para viajar… Los viajes de largas distancias pueden ser muy pesados y llega un punto en el que el cuerpo se cansa por estar varias horas sentado. Y lo peor de todo, ¡la somnolencia hace acto de presencia! En esos momentos, es muy importante parar inmediatamente y descansar unos momentos para evitar males mayores.

Una de las consecuencias que tiene no descansar lo suficiente es sufrir accidentes y provocarlos. De hecho, algunos estudios afirman que la falta de sueño al volante multiplica por seis el riesgo de sufrir un accidente. Así que, ¡precaución!

El descanso, un aliado infalible para los conductores

La norma explícita para poder conducir sin riesgos es estar sumamente concentrado y recuerda, no debes tener estímulos externos para estar alerta al 100% ante cualquier eventualidad en la vía, como fallos mecánicos o acciones de terceros.

Aunque estos aspectos son conocidos, en la realidad no suelen aplicarse. Una gran parte de los accidentes se atribuyen a distracciones del conductor y a la falta de descanso.

Entonces, ¿qué debes hacer para evitar los accidentes? Es primordial llevar a cabo una buena educación y conciencia vial. ¡No olvides tomar las precauciones necesarias en el momento de conducir bajo un estado de agotamiento físico!

Conducir bajo los efectos del cansancio puede llevarte a cometer errores y, cuando tu cuerpo no pueda más y el sueño esté más cerca que nunca, ¡puedes llegar a dormirte frente al volante! Así pones en en peligro tu vida y la de los demás.

Otros factores que pueden acentuar la somnolencia y la fatiga son el consumo de sustancias que afectan al sistema nervioso, como por ejemplo el alcohol, las drogas y los fármacos, como antihistamínicos, antidepresivos y otro tipo de drogas. Por eso, no es de extrañar que uno de cada tres accidentes de tráfico es causado por estas malignas sustancias.

¡Toma nota! Claves para descansar de forma correcta

Es importante tener en cuenta estas indicaciones para un manejo seguro de tu vehículo:

  • ¡Stop drogas y alcohol!
  • Come alimentos livianos, las comidas pesadas necesitan un proceso de digestión más largo y adormecen el cuerpo…
  • Cada persona tiene su propio reloj biológico, y por tanto, cada uno tiene su horario de sueño. En cuando llega ese momento, el cuerpo empieza a adormecerse, por eso no se aconseja conducir a esas horas.
  • Recuerda que hay que descansar cada dos horas o cada 200 kilómetros. De esta forma se mueven las articulaciones y rompe con la rutina de estar horas al volante.
  • Hay que procurar beber agua con bastante frecuencia. También se pueden consumir bebidas que contengan cafeína, aunque no hay que abusar.
  • Si el viaje es muy largo, hay que parar y dormir al menos una hora para renovar fuerzas.

Aplicando estas indicaciones conseguirás llegar a tu destino sano y salvo. Y sobre todo ¡listo para disfrutar de unas vacaciones inolvidables!