¿Conoces los límites de velocidad en España?

Si estás preparándote para obtener el carné de conducir, saber cuáles son los límites de velocidad en España es una información que te resultará de mucha utilidad. Si ya hace algún tiempo que te sacaste el carné, seguro que eres otro al que se le olvidaron este tipo de cosas en cuanto salió del Centro de Exámenes de la DGT, así que… ¡esta información te resultará de mucha utilidad! Te invitamos a que amplíes conocimientos o refresques la memoria. Al fin y al cabo, es por tu seguridad.

La velocidad máxima a la que podemos circular en las carreteras españolas depende del tipo de vía que se trate y del vehículo con el que circulemos, puesto que no es lo mismo un turismo por una autovía, que un camión articulado por una carretera convencional.

En cualquier caso, a la hora de referirnos a los límites de velocidad de las carreteras españolas vamos a hacerlo siempre tomando como referencia la velocidad genérica, es decir, aquella que se asigna de manera teórica a cada vía. Como ya os hemos adelantado, esta velocidad genérica depende del tipo de vehículo y del tipo de vía por la que circulemos.

Autopistas y autovías

  • La velocidad máxima para turismos y motocicletas, en este tipo de vías, es de 120 kilómetros/hora. Un límite que no podremos sobrepasar bajo ningún concepto. Cabe recordar que superar el limite supone la comisión de una infracción grave o muy grave, que irá acompañada de una multa de 100 a 600 euros y la pérdida de entre 2 y 6 puntos, según el exceso de velocidad.
  • La velocidad máxima para los autobuses es de 100 kilómetros/hora.
  • En el caso de los camiones articulados y furgonetas, la velocidad máxima a la que pueden circular por las autopistas y autovías españolas es de 90 kilómetros/hora.
  • La velocidad máxima para los automóviles con remolque es de 80 kilómetros/hora.
  • Por último, las bicicletas y ciclomotores tienen prohibida la circulación en las autopistas y, en el caso de las autovías y siempre que el conductor tenga más de 14 años de edad, la velocidad máxima será de 45 kilómetros/hora.
  • Carreteras convencionales

    En este apartado diferenciaremos entre aquellas carreteras que tengan más de un carril por sentido o dispongan de arcenes con más de metro y medio de anchura y el resto de carreteras convencionales.

    • El límite de velocidad para turismos y motocicletas está establecido en 100 kilómetros/hora en el caso de carreteras convencionales con arcenes de más de 1,5 metros o más de un carril por sentido, mientras que en el resto de carreteras convencionales la velocidad máxima es de 90 kilómetros/hora.
    • La velocidad máxima para los autobuses es de 90 kilómetros/hora en el primer caso y de 80 kilómetros hora en el segundo.
    • Los camiones articulados, furgonetas y automóviles con remolque pueden circular, como máximo, a 80 kilómetros hora en carreteras convencionales con arcenes de más de un metro y medio de anchura y a 70 kilómetros/hora en el resto de carreteras convencionales.
    • Por su parte, ciclomotores y bicicletas no pueden superar los 45 kilómetros/hora, sea cual sea el tipo de vía en el que se encuentren.

    Vías urbanas

    Por norma general la velocidad máxima en vías urbanas será de 50 kilómetros/hora, salvo en el caso de los ciclomotores y bicicletas, para los que será de 45 kilómetros/hora, y para transportes de mercancías peligrosas, cuya velocidad máxima será de 40 kilómetros/hora.

    ¿Y si supero los límites de velocidad?

    Superar los límites de velocidad puede suponer la comisión de una infracción grave o muy grave, según el exceso de velocidad con el que se circule, e irá acompañado de sanciones de entre 100 y 600 euros de multa y la pérdida de entre 2 y 6 puntos del carné.

    Además y según la velocidad a la que se circule, la infracción puede llegar a tener un castigo penal. En el caso de circular por vía urbana con un exceso de velocidad de más de 60 kilómetros/hora -o de 80 en el caso de las vías interurbanas- la sanción puede llegar a penas de prisión de entre 3 y 6 meses de duración, multa de entre 6 y 12 meses o castigos de entre 31 y 90 días de trabajos en beneficio de la comunidad. Todos ellos estarán acompañados de la inhabilitación para conducir vehículos a motor durante un periodo máximo de cuatro años y nunca inferior a los 12 meses de duración.

    ¿Merece la pena saltarse los límites de velocidad?