¡Sigue las Golden Rules para una conducción al volante 100% segura!

Estando al volante, existen unas reglas de oro que hay que seguir a rajatabla si quieres plena seguridad. Debes cumplirlas al pie de letra, porque de lo contrario, las consecuencias pueden ser muy graves. Y tal como suelen decir, ¡hay prevenir antes que curar! Por esta razón, hoy vamos a hablar en profundidad de las ‘Golden Rules’ para que las entiendas mejor y la apliques siempre que conduzcas.

Lo primero que debes conocer es que estas reglas fueron creadas por la FIA (Federación Internacional Automóvil). Se trata de una fundación sin ánimo de lucro con sede en París que se encarga de regular las competiciones de automovilismo más importantes del mundo, aunque sus ámbitos de aplicación se extienden a todos los aspectos del automóvil, las carreteras, la movilidad, el medio ambiente o la seguridad vial. A continuación, te explicamos una a una las reglas que proponen, así que ¡toma nota de todas ellas!

  1. ‘Conductor o pasajero, abróchate siempre el cinturón de seguridad’. No podía ser otra la primera regla. Pues eso, ¡lo primero es lo primero! así que, en cuanto te subas al coche, abróchate el cinturón y estate al loro de que todos lo que te acompañan lo hagan. Así, además de ir seguros, evitarás que te multen.
  2. ‘Las reglas del Código de Circulación están hechas para protegernos, respétalas’. Hay personas que se han encargado de pensar y escribir las reglas para que éstas sean seguidas por los conductores y que tengan una conducción 100% segura. Además, por algo las enseñan en la autoescuela… por eso, ¡ponlas en marcha!
  3. ‘Por tu seguridad y la de los demás, respeta las señales de limitación de velocidad’. Todo en esta vida tiene límites, ¡hasta la paciencia de tu madre! por eso, tonterías las justas en la carretera, y cuando veas que el límite es de, por ejemplo, 80km/h ¡no te pases ni un kilómetro! Porque además de estar arriesgando tu vida, te estarás exponiendo a una multa que seguramente no te hará ninguna gracia.
  4. ‘Comprueba regularmente el desgaste y la presión de los neumáticos, sin olvidar la rueda de recambio’. Con el uso diario, los neumáticos se desgastan poco a poco y la presión baja. Por eso, cada cierto tiempo hay que revisar el estado de las ruedas y cambiarlas si están muy desgastadas. En cuanto a la presión de los neumáticos, en muchas gasolineras puedes abastecer tus neumáticos de aire.
  5. ‘No conduzcas bajo los efectos de la droga y el alcohol’. Conducir bajo estos efectos te hace tomar decisiones equivocadas y no ver el grado de riesgos a los que te expones. Seguramente estarás acostumbrado a ver campañas que conciencian sobre este tema y conoces de sobra los riesgos. Así que, cuando salgas de fiesta, conduce únicamente si no has tomado nada. En caso contrario, seguro que hay alguien que te pueda llevar… ¡siempre hay amigos con cabeza en todos los grupos!
  6. ‘Cuando cojas el coche, coloca a los niños en las sillas homologadas’. Tanto si son tuyos como no, siempre que lleves un niño a bordo tienes que llevarlo bien sentado. Recuerda que, por reglamento, todos los menores de edad de estatura igual o inferior a 135 centímetros deberán utilizar sistemas de retención infantil y ocupar los asientos traseros.
  7. ‘No utilices tu móvil mientras conduces’. Aunque sea un Whatsapp de tu ex o tu rollo, los mensajes se van a quedar donde están y esperarán pacientemente hasta que los leas. El móvil supone una distracción muy importante, de hecho, un gran porcentaje accidentes se producen debido a su uso al volante, por eso acostúmbrate a no usarlo mientras conduces.
  8. ‘En caso de somnolencia o cansancio, para y descansa’. Estando al volante, el sueño te puede atrapar en cualquier momento, pero conducir y dormir no son tareas que se pueden llevar a cabo de forma simultánea. Así que, cuando estés cansado, para y descansa unos minutos.
  9. ‘En los vehículos de dos ruedas, protege tu cabeza con un casco’. En el caso de las motos, el casco tiene la misma importancia que el cinturón de seguridad. Por tanto, si eres un motero nunca conduzcas sin tu casco bien puesto.
  10. ‘En la carretera, sé cortés y atento con los demás’. Por último, procura siempre ser educado con los usuarios de la carretera, deja paso y respeta a los demás como te gustaría que lo hiciesen contigo. ¡No seas un loco al volante, por tu bien y por el de los demás!